Jóvenes merideños crean trajes de bioseguridad

Agencia | La Prensa del Táchira.- Un grupo de jóvenes de Mérida se han dado a la tarea de crear trajes de bioseguridad reutilizables para mitigar las dificultades que enfrentan los profesionales de la salud en Venezuela. Los primeros se entregaron en su estado natal.

John Marino García, un joven de 23 años de edad oriundo de Canaguá, estado Mérida, tuvo la idea de crear trajes de bioseguridad reutilizables que disminuyan la exposición de médicos y enfermeros al virus.

Según contó, los materiales para la confección de dichos trajes son adquiridos con los aportes de venezolanos residenciados en el exterior.

Estos trajes de bioseguridad son elaborados con un material impermeable, no poroso, conocido como taffeta igloo, el cual es el único recomendado para la creación de vestimenta de protección que se pueda reutilizar, según aseguró García.

«La confección requiere además de una forma de costura que se llama ribeteo, que es una doble costura para que el traje quede completamente sellado», agregó. Mencionó que cada traje de bioseguridad tiene un costo de fabricación aproximado de 30 dólares.

García, que estudia ingeniería civil y además se desempeña como comerciante, relató que ante la llegada de la pandemia a Venezuela, comenzó a fabricar tapabocas en material POP con la ayuda de su novia. 

Un procedimiento de desinfección en el edificio donde reside, fue el detonante que generó la idea de confeccionar vestimenta de protección sanitaria.

Señaló que al apreciar bien el traje que portaba el agente le pareció que no cumplía con los protocolos se seguridad. Por lo que invitó a una costurera llamada Nancy Contreras, a unirse a su proyecto.

Posteriormente, tres amigos de García se unieron al proyecto. Se trata de Jorge Junior Villarreal, publicista de 31 años de edad; Liliana Torres, estudiante de cine de 30 años de edad; y Adriana Araque Dalta, estudiante de contaduría, de 18 años de edad. 

Después de encontrar el taffeta igloo en Mérida, García planteó su idea en un grupo de WhatsApp en el que están incluidos sus amigos que emigraron a Estados Unidos, Chile y Perú.

"Les pareció una buena idea y aportaron los recursos. Así que le dimos play a los primeros cuatro trajes de bioseguridad", afirmó. Estos cuatro trajes fueron entregados el jueves 23 de abril en el hospital de su pueblo de origen.

"También entregamos tapabocas, gel antibacterial y alcohol", agregó. Explicó que desde que se hizo esta donación y se divulgó en redes sociales, otros ciudadanos han querido unirse y se han realizado nuevos aportes. 

Hasta el momento, se han recaudado fondos para otros 19 trajes que serán destinados al Hospital Universitario de Mérida.

Por ello, invitó a quienes quieran formar parte de este proyecto con una participación activa o con donaciones a comunicarse con cualquiera de los miembros del equipo a través de las cuentas en Instagram.

Con información de El Nacional 

Las Noticias del Táchira síguelas también en Twitter @laprensatachira, Instagram @laprensatachiraweb y Facebook La Prensa del Táchira

Otras Noticias
Nacionales

"Nadie vive del salario mínimo"

| comentarios