Luisano Sebrón

Hay bajado en más del 50% la afluencia de pasajeros

Fiscal en el Terminal Terrestre

Comerciante

"Los guardias me llevaron hasta los tequeños

Boca del Grita continúa militarizada

Ingmary Rodríguez I La Prensa del Táchira.- Desde hace 96 horas se encuentra tomada Boca de Grita un poblado del fronterizo municipio García de Hevia de unos 3 mil habitantes en que residen personas de bajos recursos, dedicadas al comercio informal, venta de verduras y de alimentos traídos de Colombia.

Los efectivos del Ejército Bolivariano y la Guardia Nacional Bolivariana se encuentran apostados desde la población de Orope y a lo largo de la principal arteria vial que conduce hasta Boca del Grita.

Usando una barrera de escudos antimotines, los militares impiden el ingreso de vehículos particulares. Unos 12 efectivos están a la entrada solicitando la documentación de quienes deseen acudir a la zona. 

Vea también: "MI HERMANO NO ES NINGÚN PARAMILITAR"

Sólo las unidades del transporte público, taxis, rotulados y mototaxis, tienen la posibilidad de entrar al poblado.

En los 10 minutos que una persona puede demorar en moto para llegar al pueblo de Boca de Grita, debe pasar por 3 puntos de control de la GNB y una del Ejército, todos fuertemente armados.

Un pueblo en silencio

Al llegar a Boca de Grita, las calles se ven desoladas, siendo esta una zona con uno de los principales pasos fronterizos Colombo venezolano más dinámicos por motivos comerciales, laborales o familiares.

En cada equina se observan funcionarios de la GNB con sus fusiles en mano, además de efectivos del Ejército, miembros de la Unidad de Paracaidistas, armados con sus uniformes camuflados y boinas rojas.

Seis vehículos de transporte de personal de estos componentes militares, están apostados en distintos puntos de este pueblo situado a 30 minutos de La Fría, capital del municipio García Hevia. 

Se considera que más de 300 militares se encuentren en la localidad, sus periferias y márgenes del fronterizo Río Grita. 

La presencia militar es justificada para impedir el supuesto ingreso y toma de grupos paramilitares de la banda "Los Rastrojos" en este sector.

En el lugar se observó a la autoridad municipal Willington Vivas, mediando con los comerciantes y caleteros en el paso fronterizo.