Un cero frío cazó el aurinegro en Pueblo Nuevo 

Nelson Altuve P | La Prensa del Táchira. La idea inicial del técnico Domingo Tolisano de ganar los partidos en casa para ir con tranquilidad a afrontar los compromisos de visitante no se cumplió al menos en el duelo inaugural de la temporada 2020.

En un Polideportivo Pueblo Nuevo muy solitario y frío, el Deportivo Táchira igualó 0-0 con la presencia de un plantel renovado en casi todas sus líneas, ante un rival que se paró firme y no dio libertades, logrando sumar en casa del aurinegro.

Una jugada individual del atacante Jeison Ramírez al entrar al área y soltar disparo con el balón pegando en el vertical fue la acción de mayor peligro que pudo darle al Táchira la ventaja al minuto 87, aunque al final solo fue un susto para la visita.

Al minuto 60, el técnico aurinegro había sacado del juego a Koufatty dando ingreso a Duglar Angarita para buscar mayor fuerza al ataque. Las cosas no variaron mucho, pese a que adelantó líneas para acorralar al enemigo.

Al minuto 70, Pablo Camacho se gana la tarjeta amarilla por falta sobre Cristofher Montaña. Tolisano comienza a desesperarse y manda a la cancha a Zalzman por Cermeño, luego entra Jeison Ramírez por Camargo

El aurinegro pasó apuros en defensa en las pocas ocasiones que fue atacado, sobre todo por el delantero Ascona , junto a la combinación de Chacón y Moreno que ponían en aprietos a la zaga aurinegra.

Táchira respondía por ratos, sin que llegara a vulnerar la dura defensa que paró Carlos Maldonado. A veces con acciones aparatosas no podían hilvanar una acción concreta sobre el pórtico de Herrera.

Ni la inclusión de Zalzman pudo solucionar el problema ofensivo que no tuvo claridad, bien por pases erráticos o por la intervención oportuna de los defensas rivales.

Vea también: "DERBI" DE MADRID QUEDÓ EN MANOS DEL MERENGUE

Maldonado se resguardó en los últimos momentos sacando a Marcelo Moreno por Eduardo Herrera, colocando a Alarcón por Prichoda buscando llevarse al menos un punto a casa. Táchira intentó llegar por vía aérea, con centros colgados pero sin riesgo o filtrando pelotas por las bandas.

El comportamiento defensivo del aurinegro dejó puntos positivos, pero se debe poner atención en las bandas, donde la salida de Ovalles y Granados puede pasar factura si los recambios no entran pronto en el ritmo de competencia.

Fue muy poco para la retina lo que dejó el primer tiempo. Como los boxeadores que se montan al ring, van dando pequeños goles como para entrar en calor.