Joven "imprime" prótesis para los más pobres

Agencias.- Cuando Guillermo Martínez terminó el grado en Ingeniería en Organización Industrial, decidió realizar un voluntariado internacional para conocer de cerca otras realidades. Al comenzar a organizar su viaje para colaborar en un hogar de menores denominado Bamba Project en Kenia, se dio cuenta de que con su trabajo podría ayudar a mejorar la calidad de vida de otras personas.

El joven ingeniero empezó a hacer pruebas en casa con una impresora 3D que le costó menos de 150 euros. Fue así como se le ocurrió crear prótesis 3D para brazos ? él las llama trésdesis-, con diversos diseños en función de si iban dirigidas a personas con o sin codo o muñeca. La idea no es nueva, pero Guillermo sabía que estas prótesis tienen un coste elevadísimo que no todo el mundo se puede permitir.

Vea también: XIAOMI INAUGURA SU PRIMERA TIENDA EN VENEZUELA

A través del contacto en Bamba Project, Guillermo localizó a varias personas que necesitaban una prótesis y de esta forma culminó los primeros diseños. En verano de 2017 viajó a Kenia con varias prótesis desmontadas en su maleta, y ese fue el inicio del proyecto Ayúdame3D, con el que Guillermo recauda fondos para seguir fabricando prótesis que enviar a cualquier parte del mundo. El único requisito para acceder a sus diseños es no poder costearse una prótesis.

Guillermo se dedica a esta actividad en sus ratos libres, pues su oficio es el diseño de juguetes, y ya ha conseguido llegar a distintas partes de España, América del Sur y África. El joven mantiene el contacto con las personas beneficiarias, que le mandan vídeos y le explican cómo la prótesis les ha ayudado a mejorar mucho su calidad de vida, pues les permite realizar más tareas en el campo, en casa, y en definitiva ser mucho más autónomas y felices.

En esta entrevista con Nobbot, Guillermo cuenta que tan solo necesitó una impresora 3D y unas plantillas para arrancar su idea: "Partí de las prótesis de Enabling The Future para aprender a imprimirlas y a montarlas. Los esquemas se descargan directamente o se diseñan mediante un programa de ordenador. Luego se vuelcan a otro programa de impresión simulada y, cuando se obtienen los parámetros de todos los objetos a imprimir, se introduce la información en la impresora. Es entonces cuando imprime cada pieza capa a capa. Para tener listas las 14 piezas de media que tiene una trésdesis, se necesitan unas 20 horas. Tras la impresión, se unen manualmente y el mecanismo se realiza con hilos y gomas. Se utilizan velcros para colocarlas y ajustarlas al muñón".

La labor del joven ingeniero se vio reconocida el año pasado, cuando Guillermo Martínez recibió el Honored Award de voluntariado y desarrollo en el Foro Mundial de la Juventud celebrado en Egipto. El galardón le permitió dar mucha más visibilidad a sus proyecto y a sus ideas, pues el madrileño intenta contagiar su entusiasmo y sobre todo su firme convicción de la labor social de las nuevas tecnologías a través de numerosas charlas para todo tipo de públicos.

Información de Muy Interesante.

Otras Noticias
Tecnologia

Gigante chino Huawei avanza con sus proyectos

| comentarios

Tecnologia

App de Google y Apple rastreará casos de Covid-19 

| comentarios

Tecnologia

Cómo mejorar el internet para trabajar en casa

| comentarios