Táchira busca la reactivación económica con el comercio bilateral

La Prensa del Táchira-. La búsqueda de la reactivación económica en el Estado Táchira se encuentra inmersa en un compleja estructura de desafíos y oportunidades, donde el comercio bilateral se perfila como un eje crucial para el despegue económico de la región.

Ildemaro Pacheco, Director Ejecutivo de la Cámara de Comercio e Industria del Estado Táchira, ve prometedor el próximo año con las relaciones binacionales y enfatiza la necesidad de un "esfuerzo coordinado en el 2024 para fortalecer la formalidad en los procesos económicos, así como para incentivar enlaces comerciales con Colombia, con el propósito de atraer a empresarios colombianos hacia el Táchira".

Obstáculos

Por su parte el profesor Carlos Casanova indica que este proceso es sumamente complejo ya que "la depresión económica se hace evidente al contemplar San Antonio y Ureña, con escasa actividad comercial, numerosos negocios cerrados y una significativa falta de empresas familiares, impactando directamente en la generación de empleo". Así mismo señala que existe "la urgente necesidad de cambiar el patrón económico que ha definido los últimos 20 años" y advierte sobre "la profundización de la crisis de cara al 2024".

En tanto el Economista Dilio Hernández, director del CIAP, señala que "Las perspectivas económicas del Táchira para el 2024 se encuentran entrelazadas con la dinámica nacional y los factores determinantes de los indicadores macroeconómicos y financieros".

"Es crucial considerar las expectativas e interrogantes asociadas al proceso electoral nacional del 2024, el cual sin duda tendrá un impacto significativo en el escenario económico y social de la región. El "efecto frontera" se proyecta como un factor determinante que influirá en aspectos como la demanda interna, el déficit fiscal, la inversión, los salarios, el PIB y las remesas, entre otros", agregó Hernández.

Además expresó que "para que este efecto contribuya de manera holística al crecimiento económico, es esencial potenciar el comercio bilateral y establecer una política fiscal coherente que asegure la protección del sector productivo y el consumo, a la vez que combata las distorsiones cambiarias y el contrabando, preservando la soberanía monetaria en la región".

Cambio positivo

Por otro lado el economista Aldo Contreras señala que si bien vislumbra un cambio positivo para el 2024, el cierre del 2023 muestra un panorama desafiante, con una drástica "reducción del PIB a apenas 70 mil millones, en comparación con los 400 mil millones dólares" registrados hace una década, representando una "disminución del 90%". A pesar de ello, "se avizora un posible crecimiento del PIB entre un 7% y un 9% para el próximo año". Sin embargo, el experto señala que persisten obstáculos considerables, como "la inflación desmedida que afecta directamente a quienes perciben sus ingresos en bolívares, un sistema eléctrico que limita el desarrollo industrial, la escasez de crédito en diferentes rubros y especialmente la necesidad de recuperar los salarios, todo ello influenciado por el próximo año electoral".

Además Contreras señala que "el Táchira aún aguarda su declaración como zona económica especial, la cual se encuentra actualmente con seis zonas industriales paralizadas debido a la falta de crédito, combustible y electricidad".

Cabe destacar que el experto también habla sobre el desequilibrio en las exportaciones entre Colombia y Venezuela durante el ultimo año, "con un abrumador 89% de las exportaciones provenientes de Colombia hacia Venezuela y solo un 11% en sentido inverso", lo cual se proyecta como un problema persistente que requiere atención urgente.

Con todo lo anterior en cuenta el comercio bilateral se perfila como un pilar fundamental para la revitalización económica del Táchira, además se presenta como un desafío formidable, pero también como una oportunidad significativa para establecer vínculos más sólidos con Colombia, buscando un equilibrio en el intercambio comercial que beneficie a ambas naciones y contribuya al crecimiento sostenible de la región. Es importante señalar que si bien se albergan esperanzas para el 2024, la región no está exenta de desafíos significativos que requerirán atención de la autoridades pertinentes y cambios reales para así impulsar un cambio positivo en la economía fronteriza.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias
Locales

Bernal: Opositores se volvieron locos y locas

| comentarios

Locales

Reanudan vacunación contra Covid-19

| comentarios