Migración compensa crisis demográfica española 

Agencias | La Prensa del Táchira.-  Durante los últimos años, la decisión de instalarse en España de miles de colombianos, venezolanos y ucranianos logró en el primer semestre de 2022, que el país europeo pudiera compensar la crisis demográfica debido a la muerte de más habitantes de los que nacieron.

Según la Estadística de Migraciones y Cifras de Población del primer semestre de 2002, publicado este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE), la población residente en España aumentó en 182.141 personas en ese período lo que situó el numero total de habitantes en 47.615.034 (el valor máximo de la serie histórica) debido, fundamentalmente, a la llegada de inmigrantes.

Entre enero y junio de 2022, el número de extranjeros creció en 172.456 (un 3,1 %) hasta los 5.579.947, con lo que suponen el 11,7 % de quienes habitan en España.

De esas 172.456 personas, 60.142 (un 19,1 % más) llegaron desde Colombia, 48.396 lo hicieron desde Ucrania (45,8 % más) y 31.703, desde Venezuela (14,4 % más).

El aumento de población residente en España del primer semestre es resultado de un saldo migratorio positivo de 258.547 personas, es decir, que hubo 478.990 inmigraciones procedentes del extranjero y 220.443 emigraciones con destino al extranjero.

Frente a los colombianos, ucranianos y venezolanos, principales nacionalidades de inmigrantes extranjeros, los mayores descensos fueron los de los ciudadanos rumanos (11.751 personas menos), británicos (8.381 menos) y chinos (5.058 menos).

Pese a estas cifras la comunidad extranjera mayoritaria sigue siendo la marroquí, con 770.610 ciudadanos viviendo en España, seguida de la procedente de Rumanía (619.833), Colombia (375.528), Reino Unido (307.443) e Italia (306.621). 

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias