Luiz Inácio Lula Da Silva regresa a la presidencia de Brasil

Agencias | La Prensa del Táchira.- El izquierdista Luiz Inácio 'Lula' da Silva, al 99% del escrutinio, se hizo con el 50,8% de los votos y venció a su contrincante, el ultraderechista Jair Bolsonaro, que será el primer presidente en no ser reelegido. El estrecho resultado es la última demostración de un Brasil ultraporalizado. 'Lula' llegará el 1 de enero al Palacio de Planalto por tercera vez, después de haber ganado los comicios de 2002 y 2006.

Las puertas del Palacio del Planalto se abrirán, de nuevo, para darle paso al izquierdista Luiz Inácio 'Lula' da Silva. El candidato del Partido de los Trabajadores (PT) venció en la vuelta definitiva de las elecciones presidenciales al ultraderechista Jair Bolsonaro, llevándose 50,8% de los votos con el 99% de los sufragios escrutados. Su contendor, el actual mandatario, se quedó con 49,1% de los sufragios, en una demostración más de la polarización extrema que vive el país.

Se trató de la séptima campaña presidencial del exsindicalista, cargada de acusaciones cruzadas y noticias falsas. A sus 77 años, 'Lula' consiguió hacerse con el favor de una mayoría exigua de los más de 117 millones de votos válidos que se emitieron este domingo. 

Lo preveían las encuestas. Las últimas predicciones lo daban como ganador con un corto margen, uno que se vio reflejado en la jornada electoral.

El de este domingo es un nuevo hito en la larga carrera política de 'Lula'. Una que comenzó tras un activo y reconocido recorrido como líder sindical, que abandonó para formar el Partido de los Trabajadores, uniendo a otros movimientos sociales e intelectuales. 

El izquierdista llegó por primera vez a la Presidencia en 2002 tras perder en tres ocasiones en 1998, 1994 y 1990. Y tuvo un segundo mandato tras volver a ganar en 2006, uno que terminó cuatro años después con un índice de aprobación de cerca del 80%. 

Ahora, sin embargo, recibe un país dividido. Y tendrá que volver a ganar la confianza de muchos brasileños, la cual se diluyó debido a las acusaciones de corrupción que lo llevaron a la cárcel en 2017, eliminando su candidatura un año después. A pesar de que estas acusaciones fueron invalidadas en 2021, todavía pesan en la imagen del ahora presidente electo. 

Con estos resultados, Brasil dio un giro de la ultraderecha a la izquierda, un país más de la región que se inclina hacia dicho espectro político después de que lo hicieran Chile y Colombia.

Un triunfo después de una jornada electoral movida 

Más de 156 millones de brasileños estuvieron habilitados para votar este domingo en una jornada que estuvo marcada por las acusaciones contra la Policía de Carreteras del país. Según denunció el PT y señaló Human Rights Watch, se habrían hecho operativos en el noreste del territorio brasileño que entorpecieron la circulación de los votantes. 

Un tiempo después, el director de dicha sección de la Policía, Silvinei Vasques, informó al Tribunal Superior Electoral (TSE) que suspendieron ese tipo de operativos.  

Ante la predicción de una corta distancia entre los dos candidatos, el TSE diseñó un plan de seguridad que buscaba proteger a su personal y edificios en caso de protestas que se pudieran tornarse violentas. 

Después de votar en Sao Paulo en las horas de las mañana, el izquierdista había afirmado: "Hoy es posiblemente el 30 de octubre más importante de mi vida y pienso que es un día muy importante para el pueblo brasileño, porque hoy el pueblo está definiendo el modelo de Brasil que desea, el modelo de vida que quiere".

En dicha ciudad, la más poblada del país y motor económico, también se sintió la división en el electorado. Los simpatizantes de 'Lula' celebran el triunfo de su candidato con banderas rojas, cánticos y con su mano en forma de 'L', uno de los signos de su campaña electoral. 

El ahora presidente electo se posesionará el primero de enero.

Mandatarios le felicitaron

Presidentes de todo el mundo felicitaron a Lula a través de sus redes sociales. Uno de los primeros fue Emmanuel Macron, quien lo exhortó a trabajar juntos para la solución de problemas comunes.

Por su parte, el presidente de Colombia, Gustavo Petro solo se limitó a publicar en su cuenta Twitter "Viva Lula".

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, hizo lo propio al extender su felicitación a su nuevo homólogo brasileño.

Con información de AFP.

 

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias
Mundo

Papa Francisco llora al rezar por Ucrania 

| comentarios