CALECA: EL GOBIERNO RECULA CUANDO LA GENTE SE MANTIENE UNIDA 

Ana Uzcátegui | La Prensa Táchira.- "La única posibilidad de que una negociación tenga éxito es que los venezolanos exijamos nuestro derecho con fuerza para que el Gobierno esté obligado a cumplir. Acaba de ocurrir con los maestros el logro del pago de su bono vacacional. Si ellos en vez de tomar las calles se hubieran ido al Ministerio de Educación a hablar con la ministra impresentable, Yelitza Santaella, no les iban a pagar. El Gobierno tuvo que reconocerles el bono vacacional porque las calles se llenaron de gente reclamando. Para lograr que abran el Registro Electoral (RE) y se inhabiliten presos políticos, también se deben mantener colapsadas las calles con protestas". 

Así lo considera Andrés Caleca, economista y presidente del extinto Consejo Supremo Electoral de 1997 a 1999. Sostiene que es "urgente" que partidos de oposición y sociedad civil trabajen para que venezolanos recobren la confianza en el voto. Asegura que un gobierno catalogado de autoritario no sale ni con invasiones extranjeras ni con golpes de Estado, el cambio es posible sólo con elecciones. 

"En dictadura la primera tarea de la oposición es exigir que se vote", exclamó.

¿Qué ha observado usted en sus giras cuando imparte pedagogía electoral? ¿Hay motivación por las elecciones o nota desánimo?

Me he encontrado con que la gente está muchísimo más motivada de lo que yo pensaba, por lo menos en la provincia. 

Los partidos locales, los dirigentes medios, los jefes de los gremios, sindicalistas, cámaras empresariales, a todos los he visitado y la gente está muy interesada en las elecciones presidenciales 2024, porque tendremos la posibilidad de cambiar al gobierno que es el nudo que tiene al país enredado. El 80% de los venezolanos rechazan la gestión de Maduro. Ese rechazo tiene que convertirse en mayoría política capaz de cambiarlo con el voto.

Hay encuestas que dicen que la gente quiere votar en 2024, pero no cree en los líderes políticos. ¿Eso lo ha notado?

Sí, ese 80% que rechaza a Maduro no necesariamente apoya a los partidos de la oposición venezolana. Los líderes de la oposición, los reconocibles, hasta ahora tienen un rechazo altísimo, tal como Maduro y eso ha sido porque el Gobierno ha censurado todos los medios de comunicación, hay dirigentes políticos inhabilitados, los partidos se los han quitado a sus legítimos representantes y se los han entregado a unos verdaderos traficantes de la política, tenemos 300 presos político en Venezuela, una cosa insólita.

¿Cuál ha sido el principal error de la oposición?

El desconcierto estratégico. La oposición ha pasado dando bandazos del abstencionismo a la votación, a regresar al abstencionismo, a intentar una insurrección popular, incluso han intentado hasta golpes de Estado fracasados. 

¿Esas vías ya se deben descartar?

Sí, porque la historia nos demuestra que se debe votar en cualquier circunstancia. En dictadura la primera tarea de la oposición es exigir que se vote. Las victorias que ha tenido la oposición en 23 años ha sido por elecciones. Una fue en el referéndum que le ganamos a Chávez, después tuvimos importantísimas victorias a nivel de gobernaciones en Zulia, Miranda, la Alcaldía Metropolitana de Caracas, teníamos una fuerza importante y decidimos desde ahí abstenernos. 

Después regresamos a la ruta electoral y se tuvo una victoria en la Asamblea Nacional de 2015 e inmediatamente después volvimos a la vía abstencionista.

¿Ha sido un error para la oposición esperar mucho de Estados Unidos para un cambio democrático en Venezuela? 

Estados Unidos como cualquier país responde a sus intereses, son unos aliados de la oposición, pero pretender que los problemas de Venezuela lo va a resolver un país distinto es ingenuo. 

¿Es el diálogo en México la vía para unas elecciones justas?

Pensar que el Gobierno te va a dar los derechos políticos y electorales en una mesa de negociación es no conocer este gobierno de delincuentes, tramposos. La única posibilidad de que una negociación de ese tipo tenga éxito es que nosotros exijamos nuestro derecho con fuerza, porque el Gobierno sólo recula cuando la gente se mantiene unida y protestando. Y hay que organizarnos seriamente para exigir que abran el Registro Electoral (RE), para que le quiten la inhabilitación a los dirigentes políticos, para que le regresen los partidos a la oposición.

¿Cómo se incentiva la participación Electoral si el Registro Electoral (RE) está prácticamente cerrado?

Es una cosa insólita. Por cierto bien pensada por el Gobierno. El Registro Electoral debería ser permanente, pero eso es una ficción en Venezuela, porque en los 23 estados del país están cerrados. Si mañana son las elecciones presidenciales hay dos millones de venezolanos que no han podido actualizar sus datos en el RE, además hay 4.5 millones de personas que se fueron del país y a eso súmale 3 millones aproximadamente de nuevos votantes, que ni ahora ni en procesos anteriores pudieron inscribirse en el RE porque no funciona el RE. Estamos hablando de 9 millones de personas que si las elecciones fuese mañana no pueden votar ni que quisieran, eso es prácticamente la mitad de padrón electoral. 

¿Qué debe ocurrir para que haya un registro electoral que atienda a la diáspora venezolana?

Primero se debe cambiar un reglamento anacrónico. El reglamento que norma la votación de los venezolanos en el exterior se hizo hace muchos años en un momento que lo que había en el exterior eran 200 mil votantes; de hecho, 117 mil se inscribieron. El actual reglamento y la Ley Electoral dice que para tú poder votar en el exterior tienes que demostrar tu residencia legal en el país donde estás. Es decir, en el país donde estás te tienen que dar la visa o la residencia legal para que tú tengas derecho en Venezuela, lo que representa que el derecho de un venezolano de elegir el presidente de la República que está consagrado en la Constitución, según el reglamento electoral depende de un presidente de otro país. Eso es absurdo. 

¿Tenemos un Consejo Nacional Electoral (CNE) anómalo? ¿Por qué luego de cinco meses que salió Tania D'Amelio del Poder Electoral para ocupar un puesto en el Tribunal Supremo de Justicia no se ha encontrado un suplente?

Esos son los misterios profundos de la democracia electoral venezolana. Primero hay que decir que la Constitución dice que el CNE tiene que estar integrado por cinco ciudadanos independientes de toda militancia política. Este CNE está integrado por tres representantes del PSUV y dos de la oposición, ya eso viola la carta magna. Ahora, Tania D'Amelio fue elegida como rectora del CNE como una puerta giratoria. Del CNE la mandan para el TSJ y ¿qué es lo lógico? que suba el suplente. Se eligieron 10 suplentes, ¿y para qué son los suplentes?, precisamente para que cuando haya una vacante definitiva el suplente sube. No suben a ninguno de los suplentes que están porque quién sabe qué está pensando el chavismo. 

Yo creo que lo que está pensando es provocar lo que está ocurriendo, que entonces como están empatados dos a dos, y en consecuencia no hay mayoría a la hora de discutir no se reúnen, es un elefante dormido. 

¿Por qué los rectores de oposición guardan silencio?

No sé, tienes que preguntarles a ellos. 

¿Usted es aspirante a la comisión electoral para las elecciones primarias de oposición?

Yo no soy aspirante a formar esa comisión. No tengo ningún interés en participar en esa comisión en las primarias. 

¿Por qué estamos llegando al último trimestre del año y todavía no hay una fecha para las primarias opositoras?

Las primarias son un método para elegir un candidato unitario, un método como cualquier otro. Las primarias no son un fin en sí misma, el fin es ganar las elecciones en el 2024. Y para ganar necesitamos un candidato que represente a una altísima unidad nacional más allá de los partidos. La fórmula para elegir el candidato de las primarias requiere que la oposición se ponga de acuerdo, y no nos hemos puesto de acuerdo. Hablan de las primarias, pero ¿cuáles primarias? Hay unos que dicen que primarias manuales, otros que sean automatizadas, otros dicen que participan en las primarias si las dirige el CNE, otros que sin el CNE. O sea, nadie sabe de qué primarias estamos hablando, no sólo las fechas que no la sabemos, sino que todavía no hay un acuerdo unitario de acción política general para el 2024.

¿Qué debe hacer la oposición para lograr unas primarias donde el que gane tenga la mayor legitimidad? Se habla de la segunda vuelta, pero en este país no existe la segunda vuelta.

No sólo eso, sino que una segunda vuelta en la práctica son dos elecciones primarias. Entones fíjate, no nos hemos puesto de acuerdo en hacer una y ya estamos pensando en hacer dos, o sea fíjate, esos son los temas de diseño que la oposición venezolana no termina de asumir. Los partidos políticos o cada candidato, mejor dicho se está imaginando unas primarias que si con dos vueltas, que si con una vuelta, que si con el CNE, cada uno tiene un discurso. Pero eso no lo puede decir nadie seriamente, sino los que van a realizar las primarias de verdad, que son los que van a saber si pueden hacerlo o no. ¿Cuánto vale una vuelta?, vamos a empezar por allí, y ¿cuánto valen dos vueltas?, el doble. ¿Hay planta para eso?, no lo sabemos. 

¿El discurso del Gobierno de que el país se recuperó económicamente ha llegado al electorado?

No, porque el Gobierno quiere vender una ilusión de recuperación que no es tal, una recuperación para un sector muy específico.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias