Con dolor y en silencio sepultaron a comerciante asesinada 

Maryerlin Villanueva | La Prensa de Táchira.- Al final de la tarde del pasado miércoles 21 de septiembre, los restos de la comerciante Dionicia Sánchez, de 63 años, fueron llevados a un campo santo de la zona sur para darle cristiana sepultura.

Y es que su asesinato conmocionó a los tachirenses, especialmente a los de la población de El Piñal, en el municipio Fernández Feo, donde residía desde hace años.

Su cadáver fue entregado a su hija, María Villamizar Sánchez, quien en medio del dolor y tristeza por la perdida de su madre, lo trasladó Cementerio Municipal de El Piñal, sin velación, con la ayuda de una funeraria.

El retraso para sepultar su cuerpo se debió a las investigaciones que viene desarrollando el Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalísticas –Cicpc-, que primeramente dejó un saldo de cinco personas detenidas de acuerdo a lo informado por el director nacional de este organismo de seguridad, Douglas Rico.

Los hechos

El cuerpo calcinado de Sánchez fue encontrado en una zona boscosa de San Joaquín de Navay, en el municipio Libertador, el sábado 10 de septiembre de este año 2022. Sobre ella, fueron hallados con restos de dos neumáticos encima, lo que deja entrever que los responsables intentaron desaparecerlo por completo, pero no lograron su cometido.

Dos días después del hallazgo, la autopsia y experticia odontológica al cadáver determinó que se trataba de Sánchez.

El homicidio provocó la ira de la población en El Piñal, quienes salieron a protestar ante el asesinato, cuyo motivo fue el robo de 5 mil dólares y una pulsera de oro, producto de la venta de una vivienda.

En una audiencia llevada a cabo el 15 de septiembre, la juez del Tribunal Segundo de Control ratificó la privación de libertad para cuatro de los detenidos.

Del caso se pudo conocer que, una mujer, y tres hombres, de lo cuales uno de ellos es menor de edad, son los implicados en el homicidio de la sexagenaria, a quienes quería despojarla del dinero producto de la venta de una vivienda.

Al autor material del hecho, identificado como V. Díaz Colmenares, venezolano de 50 años, quien sería vecino de la víctima, le fue imputado el delito de homicidio intencional calificado con alevosía y por motivos fútiles e innobles, en la ejecución de un robo.

Las otras personas, F. Prada Bustamante, de 48 años; M. Omaña, de 31 años; Díaz Colmenares; y el adolescente de 17 años seguirán privadas de libertad, mientras avanzan las investigaciones de este caso que generó consternación en el estado Táchira.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Ver más:
Otras Noticias