Deudas e inestabilidad dan autogol al fútbol venezolano

Julián Alvarado | La Prensa del Táchira.- Severos problemas financieros de las organizaciones deportivas, falta de exigencias en las sanciones por parte del ente rector, estadios en malas condiciones, profesionales que pasan meses sin cobrar sueldos por su trabajo y amenazas de perder sus puestos en los equipos por sacar a la luz los problemas internos de los clubes, son constantes problemáticas presentadas en el fútbol profesional venezolano.

Las repercusiones causadas por Eduardo Saragó (entrenador caraqueño) en su efímero segundo período con el Deportivo Lara, terminaron de encender las alarmas en el balompié criollo.

El ahora entrenador del Deportivo Táchira, solamente estuvo en el cargo como director técnico del rojinegro en un partido, porque decidió renunciar tras el incumplimiento de la directiva; la cual había garantizado saldar todas las deudas del equipo con la actual plantilla para que Saragó asumiera el cargo. 

La acción ejercida por el director técnico y los comentarios que compartió en entrevistas a medios nacionales sobre la falta de implementos deportivos para los entrenamientos del conjunto larense y la realidad de muchos jugadores que asistían a los entrenamientos sin desayunar, detonaron nuevamente las investigaciones al atropello que los futbolistas reciben. 

Marlon Fernández, jugador icónico del Deportivo Táchira, fue protagonista de un video que se viralizó y terminó de desnudar las deficiencias del fútbol en Venezuela.

El mediocampista ofensivo, posterior al término de un encuentro y tras recibir el elenco aurinegro muchas críticas por caer derrotado, hizo referencia ante los aficionados asistentes que muchas personas no conocen la realidad del equipo y que hay hijos de integrantes del Táchira que tienen que comer "pan con agua". 

Las declaraciones de Fernández desataron un gran número de comentarios en redes sociales y, aunque días después el deportista salió a ofrecer disculpas mediante su cuenta oficial de Instagram, el revuelo causado terminó de evidenciar la crisis actual.

Cada uno de esos detalles son parte de las constantes y apremiantes situaciones que padece una disciplina que tiene más de 65 años a nivel profesional en Venezuela: el fútbol.

Actualmente, el Deportivo Táchira, Deportivo Lara, UCV FC, Zulia FC, Aragua FC, Deportivo La Guaira y Estudiantes de Mérida son instituciones pertenecientes a la Primera División del fútbol de Venezuela que mantienen deudas con sus jugadores.

De los siete conjuntos anteriormente mencionados, tres de ellos llegaron a la instancia de recibir comunicados firmados por cada uno de los integrantes de las respectivas plantillas, informando a los medios y personas allegadas al balompié criollo que los dirigentes no se están haciendo cargo de sus responsabilidades.

"Lo que está pasando en el fútbol de Venezuela es un mal que pareciera, lamentablemente, que nunca se va a terminar. 

Ya son muchas temporadas donde gran parte de los equipos incumplen con los contratos y no son responsables en el pago con sus jugadores", enfatizó Klon Pérez, periodista venezolano, que la anterior y la presente temporada ha logrado indagar y dar a conocer la situación de muchos equipos criollos.

Táchira, siendo un equipo grande de Venezuela y actual campeón de la liga, al momento de hacerse público el comunicado contaba con tres meses de deuda con sus futbolistas y algunos premios pendientes. A la fecha, mediante un acuerdo entre la directiva y los implicados, la institución atigrada logró cancelar dos meses de salario a cada jugador. Sin embargo, está la inconformidad latente en la plantilla.

Aragua FC, conjunto que milita en la última posición de la tabla de clasificación, tenía una deuda de seis meses con sus jugadores; recientemente pagaron un mes y aún quedan pendientes cinco meses.

El estado de los aurirrojos es tan deplorable, que hace par de semanas seguidores del elenco venezolano llevaron una merienda y se las entregaron a los protagonistas del juego al finalizar un encuentro de la Liga Futve.

Los directivos de Estudiantes de Mérida, otro elenco de trayectoria en Venezuela, también han incumplido con sus obligaciones y adeudan cuatros meses a sus trabajadores.

Deportivo Lara (4 meses), UCV FC (2 meses) y Deportivo La Guaira (3 meses) se suman a los combinados que no están cumpliendo con el salario de sus trabajadores. 

Academia Puerto Cabello y Mineros de Guayana, hasta la fecha, serían uno de los pocos equipos al día en Primera División. Por su parte, en la categoría de plata la historia sigue siendo idéntica; Libertador FC (4 meses), Academia Anzoátegui (3 meses), Trujillanos FC (2 meses) y Llaneros de Guanare (5 meses) mantienen deudas.

"Al jugador le da miedo demandar al equipo porque él quiere demostrar que puede estar activo y que otro equipo lo puede fichar. Además que la estructura para los reclamos es demasiado lenta y tediosa", informó José Ramón López, presidente de la Asociación Única de Fútbol en Venezuela, con respecto a que los lineamientos, sanciones y cámara resolutiva favorece muchísimo más a las directivas que a los futbolistas. 

Muchos factores que confabulan para que la solución no sea rápida ni efectiva. Según comunicó López, al momento de un reclmo; primeramente hay un aviso a la institución por parte de la cámara de resolución y disputa del fútbol venezolano, posteriormente pasado 10 días el jugador procede con la demanda, que tarda de tres a cuatro meses en concretarse y luego de esos cuatro meses que el club no paga, le dan 45 días a la entidad para cancelar.

"El protagonista del juego se encuentra en desventaja. Sufre sin tener el poder adquisitivo que merece por fruto de su trabajo y a la hora de demandar, los tiempos son muy largos para las respuestas", sostuvo López.

Cada año se va repitiendo la problemática, tal vez con viejos o nuevos nombres en las dirigencias, pero el gran afectado es el fútbol venezolano. Deporte que cuenta con dolientes y personas con intenciones de hacer las cosas bien y a su vez tiene la presencia de individuos que, pareciera, piensan sólo en el estatus y/o estabilidad individual.

Saragó y su difícil misión

"Entiendo que aquí lo único que sirve es lo mismo que a mí me sirve y no es otra cosa sino ganar, no concibo la vida sino de esa manera y así es Táchira", indicó Eduardo Saragó, director técnico venezolano de 40 años de edad, posterior a su primer entrenamiento con el elenco aurinegro. 

El estratega que cuenta con amplio recorrido en el balompié criollo se une a las filas tachirenses en el momento más complicado de la temporada. Actualmente, Táchira es sexto lugar de la Liga Futve 2022 con 36 puntos en 25 compromisos disputados. 

Después de la salida de Pallarés, entrenador que no pudo trascender más allá de los cuartos de final de la Copa Sudamericana 2022 y que tras una seguidilla de malos resultados fue destituido de la institución atigrada, Saragó tiene como principal misión volver a meter al elenco en puestos de clasificación de Copa Libertadores 2023 (cuatro primeros) y como es de costumbre en un equipo de tradición, ser campeón de este certamen; bordando la décima estrella en la casaca amarilla y negra. 

El partido para el debut de Eduardo Saragó será este próximo domingo en el Polideportivo de Pueblo Nuevo ante UCV FC (penúltimo) a las 7:15 de la noche.

Clásico femenino

7 victorias, 3 derrotas y 2 empates fueron los registros alcanzados por el Deportivo Táchira femenino en la primera ronda de la Liga Futve femenina 2022 y de esa forma con 23 unidades conseguidas, lograron la clasificación a los cuartos de final del certamen donde se medirán ante el Caracas FC, en el clásico del fútbol nacional.

El elenco amarillo y negro, en lo que se prevé sea una serie de mucha paridad y batalla, recibirá en el partido de ida a las rojas en la Cancha Alterna del estadio Polideportivo de Pueblo Nuevo, este domingo a las 9:00 de la mañana. 

La vuelta se jugará en Caracas el día miércoles 31 de agosto. En ese cotejo, las dirigidas por Alexis Duque esperan definir su pase a las Semifinales del Torneo, instancia en la que enfrentarían al Monagas SC o el Deportivo Lara, conjunto que ya enfrentaron en par de oportunidades este año por coincidir en el Grupo B de la Liga. 

Con un total de 18 goles a favor y recibiendo 10 dianas, las tachirenses esperan mantener ese diferencial de gol positivo en los cotejos por disputar.

Reserva a Caracas

La reserva del Deportivo Táchira FC se alista para afrontar la jornada 26 del torneo, cuando se mida en la capital del país a la Universidad Central de Venezuela, este viernes 26 de agosto.

Tras el triunfo 2-0 obtenido en el estadio Pueblo Nuevo el viernes pasado ante el Club Deportivo Lara, los dirigidos por el profesor Rolando Suárez está motivados a seguir ganando y buscan impulsarse en la tabla.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias
Futbol

Venezuela no pudo contra Islandia 

| comentarios