Temen desastre nuclear tras impacto de misil en planta de Ucrania

Agencias | La Prensa del Táchira.-  Este domingo Ucrania denunció a las fuerzas rusas de lanzar cohetes contra la central nuclear de Zaporiyia aumentando aún más los temores de que se produzca un desastre nuclear.

174 barriles con combustible nuclear gastado están en peligro debido a que los cohetes han sido lanzados cerca de una instalación de almacenamiento en seco. Según informes, las explosiones volaron las ventanas de algunas partes de la planta y un trabajador fue hospitalizado con heridas de esquirlas.

"Aparentemente, apuntaron específicamente a los contenedores con combustible procesado, que se almacenan en el exterior junto al lugar del bombardeo", dijo la empresa empresa estatal de energía nuclear de Ucrania mediante un comunicado. 

Además, resultaron dañados tres detectores de monitorización de radiación, lo que hace que "la detección y la respuesta oportuna en caso de agravamiento de la situación de la radiación o la fuga de radiación de los contenedores de combustible nuclear gastado sean actualmente imposibles", dijo Energoatom.

"Esta vez se evitó milagrosamente una catástrofe nuclear, pero los milagros no pueden durar siempre", añadió.

Kyiv acusó a las fuerzas rusas de almacenar armamento pesado y lanzar ataques desde la planta, que tomaron a principios de marzo y que aún ocupan. Moscú, por su parte, afirmó que las tropas ucranianas tienen como objetivo el complejo.

El jefe de la administración regional prorrusa en Zaporiyia, Yevgeny Balitsky, dijo en una declaración en Telegram este domingo que las fuerzas ucranianas habían atacado el área de almacenamiento de combustible gastado y dañado los edificios administrativos.

Temores de desastre nuclear

Los temores sobre la seguridad de la central nuclear de Zaporiyia han ido creciendo desde que las fuerzas rusas tomaron el lugar, pero alcanzaron un punto de inflexión el viernes cuando los bombardeos dañaron una línea eléctrica de alta tensión y obligaron a detener el funcionamiento de uno de los reactores de la central, a pesar de que no se detectó ninguna fuga radiactiva.

Tras el ataque, Energoatom dijo que los disparos de los proyectiles rusos habían dañado una estación de nitrógeno-oxígeno y el edificio auxiliar combinado, y que "sigue habiendo riesgos de fuga de hidrógeno y de salpicaduras de sustancias radiactivas, y el riesgo de incendio también es alto".

El director general del Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA), Rafael Mariano Grossi, se mostró alarmado por los informes de daños y ha exigido que se permita urgentemente a un equipo de expertos del OIEA visitar la central, para evaluar y salvaguardar el lugar.

"Estoy extremadamente preocupado por el bombardeo de ayer en la mayor central nuclear de Europa, que pone de manifiesto el riesgo muy real de un desastre nuclear que podría amenazar la salud pública y el medio ambiente en Ucrania y más allá", dijo Grossi en un comunicado este sábado.

"Una acción militar que ponga en peligro la seguridad de la central nuclear de Zaporiyia es completamente inaceptable y debe evitarse a toda costa", añadió.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias