Vendedores del Terminal desesperados piden más días de trabajo 

Jhoana Suárez | La Prensa del Táchira.- Desesperados se encuentran los más de 400 vendedores informales que hace poco más de un mes fueron removidos de las adyacencias del Terminal de Pasajeros en una acción de la alcaldía capitalina por reorganizar zonas claves en el municipio. Los hombres y mujeres que tienen como único medio de subsistencia estos puestos de víveres, frutas y verduras, solo tienen dos días para trabajar, dejándolos con pocas opciones y una gran necesidad. 

Aunque ya no ocupan los alrededores del Terminal, están ubicados por las calles laterales, allí permanecen hasta las 2 de la tarde, cuando la policía municipal se apersona para verificar que ya han retirado sus puestos. Desde hace al menos un mes y una semana, optan por salir entre semana con sus carretas por las calles de la ciudad, buscando hacer el día para poder llevar comida a la mesa y vender la mercancía para que no se les pierda.

Jean Carlos Villamizar, es delegado del comercio informal de esta zona, tiene 10 años viviendo de su negocio de hortalizas en el lugar y aseguró que lo que les están haciendo no tiene perdón de Dios. "Aquí todos somos padres de familia, este es nuestro medio de subsistencia y nos lo están quitando": 

Contó Villamizar que desde que los retiraron de los alrededores del Terminal, ha sido muy duro llevar comida a la mesa. "Yo tengo dos hijas de 4 y 5 años y tengo a mi esposa y tengo que darles de comer, ya ni me alcanza para hacer un mercado a la semana, no sabemos que hacer". 

Aclaró que nunca se han negado a ser reubicados o reorganizados, porque están conscientes de que se necesita más organización, pero a su juicio, la Alcaldía ha actuado de forma improvisada. "Si nos iban a reubicar, primero busquen el sitio para donde nos van a llevar, reúnanse con nosotros porque somos 400 familias las que estamos afectadas, oigan las propuestas que tenemos, pero no, nos dejen sin el medio de subsistencia, eso es inhumano". 

Explicó que solo están pidiendo 4 días a la semana, de viernes a lunes. "Estamos pidiendo ser tratados con igualdad, porque a los de La Ermita si los dejan trabajar 4 días, eso es injusto". 

Sin respuesta

Villamizar aseguró que han acudido varias veces a la alcaldía y a la fecha no han dado respuesta. "En vez de apoyar a quienes necesitan, lo que hacen es cerrarnos las oportunidades de trabajo. Nosotros no hemos hablado con el alcalde porque nunca nos puede atender, pero sí me gustaría que supiera que no todos los que estamos aquí somos delincuentes o marihuaneros, como él dijo, aquí hay padres de familia, pobres sí, pero trabajadores y él nos está quitando el medio para llevar comida a nuestra mesa".

Luis José Villamizar, también es padre de familia, tiene su puesto de frutas y verduras y confesó que de lunes a viernes ha tenido que agarrar su carretilla e irse a la calle para buscar cómo llevar la comida a la casa. "Mis hijos no solo comen, también estudian, dos días de trabajo no es suficiente para llevar comida toda la semana, por favor que alguien atienda estas peticiones".

Para Villamizar, esta situación busca es llevar a la quiebra a estos trabajadores, "estamos trabajando y no nos dejan, en vez de apoyarnos, reorganícenos pero permitan que trabajemos los 4 días que estamos pidiendo". 

Los comerciantes informales aseguraron que en tiempo de elecciones, muchos se acercaron y les dijeron que votaran por el candidato que ganó con la promesa que les iban apoyar y a respetar y al ganar se olvidó de lo que prometieron y ahora los tienen pasando necesidades. 

 

  

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias