ELEFANTES BLANCOS EN LARA SE TRAGAN MÁS DE $28 MIL MILLONES

Ana Uzcátegui | La Prensa Táchira.- Los elefantes blancos están a lo largo y ancho de los nueve municipios de Lara, así lo revela una investigación de la Comisión de Contraloría de la Asamblea Nacional electa en 2015, presentada por el diputado Guillermo Palacios que ha documentado 48 proyectos de infraestructura en materia de agua, vialidad, sistema eléctrico, educación, salud, sistema ferroviario y transporte masivo que están paralizados en el olvido o nunca se iniciaron, y que en conjunto suman la cifra de inversión de 28 mil 815 millones de dólares inyectados en los últimos 22 años de revolución.

El parlamentario denunció la escandalosa corrupción que hay en cada uno de estos proyectos, pues alega que el mal uso de los fondos públicos ha sido en detrimento de la calidad de vida de más de un millón y medio de habitantes, sin que hasta ahora la Contraloría General de la República o el Ministerio Público anuncien una investigación formal por los casos, que asegura salpican a quienes han gobernado el estado en ese período.

De primero en la lista aparece la tercera obra más grande de infraestructura hidráulica de Venezuela: el Sistema Hidráulico Yacambú-Quíbor, que fue iniciada en 1973 y por la que han pasado ocho jefes de Estado. "Desde 1973 a 1999 el Estado venezolano invirtió 500 millones de dólares y lograron ejecutar el 70% de la obra. Luego desde el 2000 hasta 2013 se invirtieron 1.500 millones de dólares adicionales culminando el 92% del proyecto. Allí hubo un desfalco extraordinario que nos hemos cansado de denunciar, porque hoy ese proyecto está abandonado y sus partes han sido desmanteladas y vendidas como chatarra en complicidad con altos funcionarios del Gobierno", soltó Palacios.

La obra estaba proyectada para que fuese un moderno sistema de riego agrícola que iba a aportar 10 mil litros de agua por segundo. Siete mil litros por segundo iban a ser suministrados para diversificar la producción agropecuaria en el Valle de Quíbor, atendiendo a 500 productores para explotar más de 2000 hectáreas. También fue concebida para mejorar el suministro de agua potable en Barquisimeto y Quíbor, para aportar tres mil litros de agua por segundo.

En cuatro ocasiones el Gobierno ha prometido su inauguración, dos veces Hugo Chávez y dos Nicolás Maduro. "Incluso, Carmen Meléndez, quien fue gobernadora del estado desde 2017 hasta 2020, ofreció en su campaña electoral que apenas iniciara el mandato continuaba los trabajos y fijó fecha para el llenado de la represa, y resulta que fue todo lo contrario, fue el período donde hubo el desmantelamiento total", alertó.

Señaló como responsables directos a quienes han presidido la empresa Sistema Hidráulico Yacambú-Quíbor C.A como: Jorge González, expresidente también de la Empresa Noroccidental de Mantenimiento y Obras Hidráulicas C.A. Enmohca; Landys Navarro, Rafael Álvarez Fonseca e Yván Ysaac Camero Mujica, capitán de la aviación y último presidente en 2017. "En el caso ha habido proteccionismo de figuras claves del gobierno en Lara, como Luis Reyes Reyes. El problema de escasez de agua va a continuar en Barquisimeto porque los trabajos que ejecuta el actual gobernador Adolfo Pereira son pañitos de agua tibia. El 80% de Iribarren depende del embalse Dos Cerritos que está muy sedimentado", alegó.

También denunció la gran corrupción en el Embalse Dos Bocas, obra hidráulica que iba a mejorar el servicio en Portuguesa, Lara y Yaracuy. Apenas avanzó 10% en 2002, iba a ser construida en el Río Acarigua, proporcionaría 7.000 litros de agua por segundo a Portuguesa, 3.000 litros a Yaracuy y 8.000 litros por segundo a Barquisimeto y Cabudare. "Se invirtió la mitad de lo que se estimaba, 400 millones de dólares que fueron prestados por el gobierno de Portugal por concepto de cooperación internacional, pero esos reales se perdieron", dijo Palacios. El avance de la obra consistió en adquirir la tubería principal, estudios de impacto ambiental, hidrológicos y algunos trabajos en la carretera Camburito-Dos Bocas y el túnel de desvío.

Obras quedan a medias

En 2018, el Gobierno inauguró el Complejo Universitario Martin Luther King ubicado en el barrio Bolívar de Barquisimeto, pero según la Cámara de la Construcción de Lara la obra sólo tiene un 50% de avance, en la primera parte invirtieron 200 millones de dólares.

"El Gobierno nacional creó el Plan Alma Mater de las universidades bolivarianas, pero apenas inauguraron una parte, eso es un ejemplo de invertir en cosas nuevas cuando las casas de estudios superiores que tenemos como la UCLA, la Unexpo están por el suelo y también requieren ser recuperadas", informó Ronald Arias, actual presidente de la Cámara de la Construcción de la región.

"Considera que tanto el Gobierno nacional como la Alcaldía de Iribarren dejaron de ejecutar obras de gran envergadura en 2014, cuando comenzó a caer la producción petrolera, sector que mueve la construcción en Venezuela. "Actualmente, los gobernantes se basan en una gestión de sólo pintura, porque pintan plazas, paredes, locales, pero que no desarrollan al estado", expresó.

Planta termoeléctrica en Palavecino es irrecuperable

El diputado Guillermo Palacios también denunció la inversión de 120 millones de dólares en la ejecución de la Planta Termoeléctrica Argimiro Gabaldón en el municipio Palavecino, que fue inaugurada en 2008 y funcionó por dos años.

Según explicó el vicepresidente del Colegio de Ingenieros en Lara, Julio Gutiérrez, la obra proporcionaba 120 megavatios al sistema interconectado para que el estado fuera menos dependiente del Sistema Eléctrico Nacional (SEN), atendiendo a todo Palavecino, uno de los más golpeados por los racionamientos.

"Lara depende en un 75% del SEN. El abandono de la Planta Termoeléctrica Argimiro Gabaldón ha afectado a la economía de Palavecino, la vida en las residencias y la distribución de agua potable, porque el 95% de la captación de agua en esta zonas es a través de pozos profundos y eso genera que equipos electromecánicos como bombas sumergibles, motores que están en las estaciones de producción y rebombeo que son las que distribuyen el agua a la red y los estanques elevados de Cabudare, no funcionen o se dañen constantemente cuando cortan la electricidad", explicó.

Eso ha ocasionado que en la actualidad Palavecino registre un déficit de 700 litros de agua por segundo. Según Palacios, por tener más de 10 años en completo abandono, se requeriría el doble de recursos en la actualidad para recuperarla.

Denunció también el Central Azucarero Argimiro Gabaldón en Carora, por el que se aprobaron 7.000 millones de dólares, pero nunca se construyó. "Iba a estar ubicado en los terrenos que se llaman La Otra Banda en Carora y lo anunció Hugo Chávez. Iba a llevar agua desde la represa Cuatricentenaria hasta La Otra Banda, para regar 2000 hectáreas de caña que estaba prometiendo sembrar", comunicó.

Transbarca fue el gran guiso

El vicepresidente del Colegio de Ingenieros en Lara, Julio Gutiérrez, denunció que el proyecto del sistema de transporte masivo, Transbarca nunca se ejecutó como se proyectó por la gran corrupción. Inició en 2005 y fue inaugurada por Nicolás Maduro en 2013, luego de que el Gobierno nacional invirtiera 800 millones de dólares, 50 millones de dólares se inyectaron en la adquisición de 65 unidades de trolebuses que nunca se utilizaron.

"En Transbarca lo que hubo fue pase de factura política del Gobierno nacional hacia Henri Falcón que era alcalde de Iribarren, porque el proyecto se estaba haciendo con recursos propios, sin financiamiento internacional", dijo. La obra la integraba el Terminal de Pasajeros Simón Bolívar, que está abandonado y avanzó sólo un 50%.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias
Nacionales

Funvisis reporta sismo de 4.2 en Lara 

| comentarios