"Aquí pagamos justos por pecadores"

Jhoander Molina

Propietario de local

"Yo los tengo ahí, hasta que pasa el camión y se los lleva, y ahí no estorban"

Genesis Carrillo

Propietaria de local formal

Toman como basurero terrero del Hospital Central 

Holiancar Contreras | La Prensa del Táchira. -Los famosos coqueros, quienes venden cocos fríos en varias zonas de San Cristóbal, han tomado las instalaciones de un terreno baldío del Hospital Central de San Cristóbal, y lo han convertido en un "cementerio de cocos", donde desechan las conchas de la fruta generando más basura y contaminación. 

Los vendedores informales de este producto, niegan ser quienes echan los desperdicios allí, dicen no saber quiénes son los responsables de esto. Unos comentan que suelen llevar las conchas a un vertedero, otros que los dejan en las esquinas o lugares cercanos a sus puestos, donde pasa el aseo urbano, de manera que no genere ni sucio ni estorbo

Sin embargo, esto ha generado descontento en quienes tienen un local establecido y también venden cocos fríos, pues han tenido que sufrir las consecuencias de los llamados de atención de diferentes organismos, sin ellos tener que ver con la situación. Estos comercios establecieron un convenio con un camión, el cual pasa por sus negocios una vez por semana a buscar los desechos. 

Jhoander Molina es propietario de una venta de cocos formal, y dice que los problemas con las otras ventas de cocos radica en que ellos usan espacios del Hospital Central para botar las conchas. Comerciantes como él, quienes ya tiene una alternativa de solución al momento de deshacerse de las conchas, deben "pagar justos por pecadores" pues hay quienes piensan que ellos también contribuyen a que el "cementerio de cocos" cada vez sea más grande. 

Sin embargo, estos comerciantes también manifiestan que han conversado con autoridades de la Alcaldía de San Cristóbal, para entablar una reunión donde lleguen a un acuerdo, donde todos los coqueros tengan un sitio en específico donde desechar las conchas sin causar daños, aún esta reunión no se ha concretado. 

Génesis Carillo, también es vendedora formal  de cocos  y comenta que ella reserva las conchas del producto que vende, en un espacio que queda en su casa, la cual está al lado de su local, y ahí permanecen hasta que pasa un camión al que le paga para que los recoja "yo los tengo ahí, hasta que pasa el camión y se los lleva, y ahí no estorban". 

Hospital Central sin dolientes

A pesar que el "cementerio de cocos" está dentro de las instalaciones del Central, ninguna autoridad del centro de salud se ha pronunciado al respecto, mucho menos han buscado una solución a este espacio que genera contaminación y malos olores. 

Cabe destacar que cada día aumentan más la cantidad de conchas de coco depositadas en este lugar.  

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Ver más:
Otras Noticias
Locales

Escuela Regional de Teatro inicia inscripciones 

| comentarios