Se agudiza crisis migratoria en frontera española

Agencias | La Prensa del Táchira.- La tensión entre Marruecos y España se ha intensificado  tras la entrada de 6.000  inmigrantes a Ceuta de manera ilegal y ante la pasividad de las autoridades marroquíes.

La avalancha ha provocado que el Ejercito español se despliegue en la frontera de Ceuta con Marruecos. El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha anunciado que España ha devuelto 2.700 inmigrantes de los alrededor de 6.000 que entraron a nado a Ceuta.

A la presencia de militares y agentes policiales se suman embarcaciones españolas que vigilan el espigón fronterizo del Tarajal, lo que ha motivado que este martes solo hayan podido acceder una docena de inmigrantes subsaharianos, cuatro de los cuales han sido atendidos por la Cruz Roja por golpes y agotamiento.

Además la Fiscalía informó que actuará "cuando ésta sea necesaria" en los supuestos de determinación de la edad de los inmigrantes que han traspasado la frontera de Ceuta para poder ejercer las funciones de defensa de los derechos que le correspondan con respecto a los menores de edad.

Garantizarán seguridad

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, llegó a la ciudad autónoma sobre las 17:00 de la tarde hora española de este martes para analizar la crisis migratorio, ha sido recibido entre gritos por algunos ciudadanos, acompañado por Fernando Grande-Marlaska (ministro del Interior), Juan Jesús Vivas (presidente de Ceuta) y Salvadora Mateos (delegada del Gobierno). 

Sánchez manifestó que "La integridad de Ceuta como parte de nuestra nación, su seguridad y la tranquilidad de nuestros compatriotas allí están garantizadas por la acción del Gobierno de España"

También informó que "Mi prioridad como presidente del Gobierno es garantizar el control del tránsito en la frontera, dotar a Ceuta y Melilla de todos los medios para solventar esta crisis migratoria".

Solidarios con España

Charles Michel, presidente del Consejo Europeo, ha mostrado su "apoyo y solidaridad con España" a través de su cuenta de Twitter. "La cooperación, la confianza y los compromisos compartidos deben ser los principios de una relación fuerte entre la Unión Europea y Marruecos", ha expresado.

En tanto la embajadora de Marruecos Karima Benyaich amenaza a España:  "Hay actos que tienen consecuencias y se tienen que asumir", haciendo referencia a la decisión de España de ofrecer atención médica a Brahim Ghali, líder del Frente Polisario.

Con información de Agencias 

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias