La mayoría de unidades de transporte están paralizadas

Freddy Sandoval

Presidente de la Cámara Automotriz Táchira

la gente está haciendo es meramente para comer

Freddy Morales

Empresario del ramo automotriz

Ventas de repuestos en el Táchira están por el piso

Nelson Altuve P | La PRENSA del TÁCHIRA.- Para el sector que oferta repuestos automotrices en la entidad la situación pasó de crítica a un nivel caótico por las bajas ventas registradas debido a la poca movilidad de los vehículos que se ha acentuado tras un año de pandemia. 

Freddy Sandoval, representante en el Táchira de la Cámara que agrupa a los expendedores de repuestos del ramo automotriz, indica que el comportamiento de las ventas durante el primer trimestre del 2021 en el sector se han visto golpeadas. "La mayoría de unidades de transporte están paralizadas. Tenemos una situación atípica, porque no hay actividad empresarial, académica, entonces la movilidad es nula; la gente se no puede mover entre municipios.

Sandoval destaca que en este trimestre debido a la cuarentena si han habido como mucho son cuatro semanas de trabajo, siendo más golpeados con los 21 días  radicales dictaminados por el gobierno luego de aparecer la variante brasileña en el país, situación que a su juicio es difícil de soportar para los dueños de los negocios.

Admite que el cierre de los negocios no se ha dado ya que los comerciantes o emprendedores tachirenses siguen luchando para tratar de no cerrar las ventas de autopartes, haciendo su mayor esfuerzo para vender al menos para pagar el salario de los pocos empleados que les quedan, ya que en su mayoría las ventas de repuestos están siendo atendidas por la misma familia y para pagar sus alquileres de locales que se hace en dólares o pesos. "Los negocios están en la mínima expresión para que estén operativos. Hay días que no se vende nada, pero nada, otros días poquito, esa es la realidad ", dijo Sandoval. 

Aunque el dólar se ha ido disparando en el último mes, según el empresario tachirense,  este incremento no los afecta porque desde hace tiempo vienen registrando y manejando la reposición o comercialización con moneda extranjera. "Ya no se toma en cuenta el bolívar para los temas de costo y ventas, esto evita la descapitalización; y eso pasa en otros sectores como la salud, alimentos, en lo deportivo, hasta en los combustibles y lubricantes".

Reconoce el represente gremial, que todo esto afecta es directamente al consumidor que gana en bolívar. "Cada día es más difícil, fíjate este viernes el dólar va por los 2.650 mil, imagínate la cantidad en bolívares que se necesitan para comprar una bujía o un harina pan".

La cuarentena por la pandemia ha afectado a ,los negocios del ramo de repuestos

Sandoval explica, que en estos momentos hay una lamentable experiencia con un parque automotor que estuvo paralizado durante mucho tiempo y ahora al tratar de reactivarlos muchos tienen fallas de lubricación, encendidos, fugas, entonación refrigeramiento, incluso los cauchos que se deforman, igual las baterías que se descargan".

"Hay gente que saca sus carros viejos, aquellos con un Ford 350, que movieron al país durante mucho tiempo de 6 y 8 cilindros, manteniendo cierta actividad.

"Hay un incremento en la recuperación de carros viejitos como Fía, Renault o Chevette que estaban fuera de circulación y los están poniendo a tono, o los compran para sacarles un uso por el caso del combustible. También hay un ligero aumento en la parte de motos, incluso ya llegaron al Táchira las motos eléctricas, esperando que volvamos a la normalidad".

Un sector prospero que ahora vende alimentos

Evaristo Jaimes, empresario y vendedor de repuestos la situación les genera una gran preocupación al sector que se ve perjudicado; eso incluye a los que trabajan en ventas para carros particulares, unidades del transporte urbano, transporte de rutas largas y camiones de carga.

Al ser abordado sobre el tema, explica en profundidad el colapso que padecen: "Mira, es grave para todos, porque el que tiene un carro y se la daña lo guarda porque no hay dinero para comprar repuestos y arreglarlo, o si tiene algún hijo en el extranjeros espera que le llegue una remesa para meterlo al mecánico; antes sacabas el carro para compra pan, pero ahora por esto de la gasolina ni lo mueves, eso baja el negocio de repuestos". Dice Jaimes.

Otro elemento desfavorable para el sector de los repuesteros es la perdida de inventarios. "Aquel que tenía un inventario sobre los cien 100 mil dólares, ya le quedan 50, porque en pandemia lo poco que se hace es para llevar a casa. Algunos están vendiendo plátanos, yucas, queso, producido en sus fincas para poder mantener los locales".

La grave crisis del gremio de expendedores de repuestos alcanzó a las empresas concesionarias, importaciones y ensambladoras a nivel nacional. Dijo que del país han salido empresas importantes como la Volvo, Mercedes Benz y Mack, que tenían sedes en Caracas, Valencia y Barquisimeto.

Puso como ejemplo la situación crítica de las empresas ensambladoras donde además se ven afectadas empresas con muchos años de tradición en la zona industrial de Ureña que ya no existen.

Sobre el caso de las unidades de transporte público, el asunto también es grave. "Los que venden repuestos en este sector están casi desaparecidos;, trabajando y vendiendo lo poco que tienen en inventario, o utilizando los locales para vender comida, bien sea haría, arroz o azúcar".

"Nosotros que estamos en el sector de ventas de repuestos para buses de rutas largas, prácticamente no hemos desaparecido porque tenemos otras actividades. Unos se fueron a trabajar a sus fincas u otros ramos, dedicados a otros negocios, criando hasta cochinos y gallinas, vendiendo leche y queso, para poder subsistir".

- Uno de los problemas para todos los negocios es el asunto de las divisas para importar artículos ¿Cómo han manejado ustedes esta situación con la escasez de las divisas?

"El gobierno ha venido aceptando tácitamente el manejo de los dólares, sin esa ley que privó hace unos años, que trataba el caso de los ilícitos cambiarios. Simplemente usted tenía unos dolaritos guardados para comprar, pero no podía usar 5 mil o 10 mil dólares, sino había declaración, te decomisaban la mercancía, y entonces había que entrar en negocios y someter a ciertos pedimentos que te hacían, igual allí se perdía el dinero". Manifiesta.

 "Hoy día solo hay pequeños vendedores de repuestos. Son miles de afectados, con una mano de obra calificada que se perdió y ha migrado a otros rubros, esos datos los manejan bien en Fedecámaras o la asociación de caucheros. Hay empresas que tenían veinte empleados y ahora solo tienen 3, es decir un descenso de trabajo del 80%".

Esta tan delicada la situación en el país con el tema de los repuestos para traerlos, que le pongo un año de funcionamiento a los carros chinos porque ya ni el gobierno tiene dinero para comprarles los repuestos.

Las ventas de repuestos mantienen un nivel muy bajo por la paralización del parque automotor

La pandemia retrasó todo

Freddy Morales, representante de un establecimiento especializado en el área de tripoides, ubicado en el sector La Concordia, opina que la situación que atraviesa el gremio de repuesteros es complicada y se acentuó en el último trimestre ante el recrudecimiento de la pandemia.

"Esperábamos que este fueron mejorando las cosas, pero nos encontramos con una situación muy fuerte, creo que más fuerte a lo vivido el año pasado. La pandemia retrasó todas las actividades comerciales, podemos decir que todo está paralizado, y eso afecta cualquier actividad comercial".

En cuanto a la reposición o  movimiento de mercancía, Morales refirió que al no haber grandes cantidades de venta, por la paralización del sector automotor no hay tampoco importaciones de materia prima, en estos momentos hay muchas empresas importadoras cerradas por lo que hace tiempo no han llegado repuestos".

Morales indica que en el caso de su establecimiento, antes de la pandemia siempre una tasa alta de clientes para atender durante la semana. "La pandemia arrasó todo. Ahora en una semana aquí al negocio pueden entrar entre dos o tres carros. La verdad aquí la gente está haciendo es meramente para comer; muchos prefieren guardar sus carros estacionados, no por falta de repuestos, sino por falta de dinero".

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias
Locales

Cambistas se apoderan de la Juan Maldonado

| comentarios