FEDENAGA: FALTA DE GASOIL FRENA PRODUCCIÓN DE LÁCTEOS 

Ana Uzcátegui | La Prensa Táchira.- Productores agropecuarios del país han informado que esta semana se ha acentuado la crisis de escasez de gasoil, al punto que en las grandes ciudades comienzan a escasear productos como el queso, la leche, cremas de leche y bebidas lácteas, porque la mayoría de los productores no ha podido adquirir el combustible necesario ni siquiera para garantizar las actividades diarias de las fincas. 

El 90% del sector ganadero se mueve con motores diésel, según Nicanor Oropeza, director nacional de Fedenaga. Municipios como Torres que son líderes ganaderos en Lara, desde que inició el mes tan solo han recibido el 10% del combustible que requieren.

"El sector agropecuario está en jaque. En el campo las vacas se siguen ordeñando diariamente pero en zonas como Carora, el Valle de Quíbor o El Tocuyo no hay como movilizar esa leche hasta la agroindustria o hasta los comercios, esto está ocasionando pérdidas millonarias para muchos ganaderos que no tienen cómo refrigerarla, porque resulta que en las zonas agrícolas del país el servicio eléctrico es racionado constantemente y se requiere de gasoil para mantener las plantas eléctricas activas", comentó.

Apunta que el 82% de la leche que producen se está destinando a la elaboración de queso artesanal. "Pero ese inventario de queso que se logra fabricar está saliendo a las grandes ciudades a comercializarse con ocho días de retraso, por supuesto la calidad no es la misma", expresó.

Precisó que en toda la cadena de producción del sector ganadero se requiere gasoil o diésel, comenzando porque los ganaderos lo necesitan para transportarse hasta las fincas, también para que la maquinaria agrícola funcione con este combustible y posteriormente se puedan trasladar los alimentos a los comercios o las zonas urbanas. Tanto el sector lechero como el transporte de animales hacia mataderos se ven afectados por esta situación.

Nicanor Oropeza sostiene que el país está produciendo en la actualidad tres millones 600 mil litros de leche diariamente, 648 mil litros están siendo destinados hacia la agroindustria, y casi tres millones a la elaboración de queso artesanal. 

"Ha habido una caída de la producción superior al 50%, que no solamente la provoca la escasez de gasoil, sino también las erradas políticas económicas del gobierno nacional desde 2013, que ha provocado la pérdida del poder adquisitivo de los venezolanos", mencionó.

Actualmente los productores agropecuarios del país le han solicitado a las Zonas Operativas de Defensa Integral de cada Estado que los atiendan, expresó que han cumplido con todos los requerimientos de documentación para que el gobierno les envíe el gasoil necesario y así no frenar la distribución de alimentos en Venezuela.

Producción mínima

Julio Anzola, gerente de la empresa Lácteos Don Manuel y Agropecuaria Don Manuel, indicó que la producción está en picada desde finales de 2020 por la falta de gasoil que frena también la industria láctea.

"La rentabilidad de la producción láctea está por el suelo. En el año 2010 producíamos 5000 litros de leche diariamente en la actualidad tan sólo 250 litros diarios. Productos como la leche pasteurizada o la chicha también han dejado de producirse, hoy quizás se fabrique tan sólo el 10% de hace una década, esto se debe a que hemos bajado todos los niveles de productividad a la mínima expresión, con la mínima utilización de maquinarias y mano de obra, de tal manera que se puedan disminuir los gastos operativos", relató al revelar el panorama de esta industria en particular.

La caída drástica se debe también a los niveles de pobreza de los venezolanos, que ahora demanda menos bebidas lactosadas que en el pasado, cuando no se registraba una hiperinflación que ya contabiliza cuatro consecutivos. 

Según Fedenaga actualmente en el mercado se está consiguiendo es queso en su mayoría no industrializado.

Jesús Monserratt, vicepresidente de la Sociedad Venezolana de Ingenieros Agrónomos y Afines, informó que en los estados llaneros como Guárico también han reducido las operaciones agropecuarias al máximo. 

"Hay fincas que tienen toros de engorde o vacas lecheras que necesitan mover varias veces al día los silos para garantizar la alimentación de estos animales. Ahora la movilización se hace una sola vez al día, es decir los animales están comiendo menos porque no hay gasoil para que funcionen los tractores", expresó.

Como medida desesperada la gran mayoría de los ganaderos están adquiriendo gasoil en el mercado negro. En Guárico un tambor de este combustible, que son 200 litros aproximadamente lo llega a comercializar en 40 dólares, pero en Carora municipio Torres en días de severa escasez un litro de gasoil puede costar hasta 50 centavos de dólar. Nicanor Oropeza relató que esta jurisdicción del estado Lara llega a tardar hasta 15 días sin recibir una cisterna de PDVSA.

"Es una situación bien dramática la que registra Venezuela, no solamente los productores de alimentos, porque al no haber gasoil no va haber alimentos, y esto empeora la situación de emergencia humanitaria compleja que registra el país. El gobierno debe tomar acciones inmediatas en este asunto", exclamó Julio Anzola, representante de Fedenaga en el estado Lara.

Siembra vegetal también en riesgo

Saúl López, presidente de la Sociedad Venezolana de Ingenieros Agrónomos y Afines (SVIAA), indicó que los productores agrícolas también están en emergencia, porque si el campo no cuenta con 349 mil 800 litros diarios de gasoil de junio a noviembre, perderán el ciclo de siembra de invierno que es donde se cosecha maíz y arroz, los rubros más importantes para la alimentación de los venezolanos. Primero empiezan a sembrar los estados del oriente y luego los del occidente del país.

"Se necesitan 2.200 barriles de diésel diarios para cubrir el requerimiento de producción vegetal, cada barril tiene 159 litros. Según el monitoreo que realizamos, el sector agrícola sólo está recibiendo el 45% del combustible que necesita para las labores de preparación de la tierra", apuntó.

En las mejores condiciones López proyecta que este año se podrían sembrar unas 45 mil hectáreas de arroz, se estima que por cada hectárea se produzcan 4.500 kilos de arroz.

En cuanto al maíz, indicó que esperan sembrar 250 mil hectáreas para este año, unas 125 mil hectáreas de maíz amarillo, destinado para la elaboración de alimentos para aves y cerdos, igual cantidad para el maíz blanco utilizado para fabricar harina precocida. Por cada hectárea sembrada se espera una producción de 4000 kilos.

"Para que se pueda activar toda la red alimentaria del país, es decir, productores agrícolas, ganaderos, transporte de alimentos y agroindustria, el Estado debe destinar al sector unos 18 mil barriles de gasoil diarios", resaltó.

Uno de los meses que los productores agropecuarios han sufrido más las consecuencias de las escasez de gasoil es marzo, donde la Sociedad Venezolana de Ingenieros Agrónomos y Afines registró que el campo tan sólo recibió el 30% del combustible que necesitaba.

En cuanto al ciclo de invierno, comunicó que según la Organización Mundial de Meteorología, y el Centro de Estudios Internacionales del Fenómeno El Niño, este año se va a repetir nuevamente el fenómeno de La Niña, pero para Venezuela no se esperan lluvias atípicas que afecten los meses de mayor siembra en el país, es decir desde el mes de junio hasta finales de octubre, máximo principio de noviembre.

Buscan salvar su mercancía 

José Ladino es proveedor de charcuterías de productos lácteos de la empresa Punta del Monte, y ante la escasez de gasoil ha decidido transportar su mercancía en moto. "No podemos permitir que el queso, suero o la leche entera se nos dañe, porque es una mercancía que se puede perder muy rápido. Los pedidos pequeños del centro de Barquisimeto lo estamos distribuyendo en moto", contó a LA PRENSA

En Mérida el campo se paraliza 

Según Fedeagro, productores del estado Mérida podrían perder su producción de hortalizas, verduras y vegetales ante el déficit de gasoil, ya que impide a los productores el traslado de la mercancía hacia las cadenas de distribución.

El gremio precisa que el alcalde del municipio Rivas Dávila, Nilson Peña, informó que 50% de los productores se encuentran paralizados por falta de combustible para mover sus maquinarias.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Ver más:
Otras Noticias