Los carros, la gente, los buhoneros nadie respeta

Geysi Vargas

Los carros se montan a las aceras

Deysi Contreras

Se ven los abusos (?) hay que orientar a la gente, educarlos

Gerardo Rosales

¡CIUDAD ANÁRQUICA! SIN RESPETO A SEMÁFOROS Y NORMAS DE TRÁNSITO 

Carlos A. Ramírez B. | La Prensa del Táchira.- Los ciudadanos y los conductores se "comen" los semáforos, entre otras normas de tránsito, en la región por falta de educación que ven los espacios públicos como propios. 

Así lo dijo Gerardo Rosales, director general del Instituto Autónomo Policía Municipal de San Cristóbal quien además esgrimió que las responsabilidades de la Policía Municipal, ente adscrito a la Alcaldía de San Cristóbal, se constriñen a través de los Cuadrantes de Paz, que se ven limitados por la cantidad de funcionarios. 

El director comentó que las anomalías que se exhiben en las calles, van desde los ciudadanos que colocan ventas en las aceras y, cierran el libre tránsito, hasta los conductores que además de no respetar los semáforos se estacionan en cualquier lugar. 

"Se ven los abusos (...) hay que orientar a la gente, educarlos porque ya la gente se quiere estacionar donde quiera (...) en los mercados es crítico por comodidad se paran donde quieren. (...) los vendedores que toman la calle, se sacan y se cambian de cuadrante al que no nos corresponde para evitarnos". 

El jefe de la policía municipal destacó que los ciudadanos toman la actual situación económica como excusa para los excesos, es por ello, que talleres mecánicos prestan sus servicios al aire libre sin contar con los vehículos que durante años han estado estacionados en las calles y que al momento de remolcarlos existen desavenencias con los dueños. 

Sin normas, sin supervisión

Pese a que los ciudadanos que incumplen con las normas no quieren ser interpelados hay quienes defienden su posición ante la falta de autoridades que supervisen y las fallas en los semáforos. Geysi Vargas, una vendedora informal, destacó que el hecho de no cruzar las calles por el paso peatonal se debe a dos situaciones, la primera, vehículos estacionados en áreas de peatones y, segundo, a que no existen policías que demanden el cumplimiento de las normas.  

"Yo paso por donde se pueda y miro para todos lados, los carros, la gente, los buhoneros nadie respeta". 

Vargas aduce que se debería tener más funcionarios en la calle informando a los ciudadanos que lugares públicos no deben ocupar y que sanciones les serán aplicadas sino cumplen. 

Deysi Contreras, una estilista del centro de la ciudad, argumenta que el caos está presente desde las paradas de las rutas urbanas, los vendedores de alimentos y los vehículos estacionados en todos lados. 

"Los carros se montan a las aceras, los buhoneros que venden frutas están en la mitad de la calle y todo el mundo está apurado y eso que ahora no hay tanta gente como antes (...) no hay ley, no hay quién les diga que no pueden hacerlo (...) hay operativos y por un tiempo se van pero luego regresan otra vez a trancar todo".

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias