Cortesía

Cortesía

A flote se mantienen los restaurantes en cuarentena 

Manuela Reyes Gómez | La Prensa del Táchira.- Los locales que se dedican a la venta de comidas en San Cristóbal están pasando un momento de inestabilidad a causa de las imposiciones para hacer frente a la pandemia del coronavirus. 

Si bien, desde la implementación del esquema 7+7 que permite un mayor movimiento de personas durante la semana de flexibilización, se ha empezado a notar una mejoría en las ventas, estas solo alcanzan para mantener a flote el negocio. 

Esther Rodelo, gerente de un famoso restaurante de comida china en la ciudad, asegura que las ventas han bajado en un 60% desde el inicio de la cuarentena, lo que ha obligado a la disminución del personal

"Estamos trabajando con el mínimo de personal. Tenemos el mínimo personal de mantenimiento, dos mesoneros que nos ayudan en atención y tenemos a penas dos cocineros". 

En el restaurante se atiende entre 20 y 25 personas al día que prefieren ir hasta el lugar, hacer su pedido y llevarlo a casa, en vez de optar por el servicio de delivery. De hecho, Rodelo confesó que anteriormente contaban con hasta 3 motorizados por jornada, pero hoy en día solo tienen entre dos o tres pedidos para delivery. "La gente prefiere venir a comprar", confiesa. 

A pesar de que han surgido en la ciudad diversas empresas que prestan servicios de entrega a domicilio, se pudo evidenciar que las personas prefieren acercarse ellas mismas al local y llevar su pedido a casa

Paola González, vocera de un local de comida rápida en Barrio Obrero, indicó que los clientes "prefieren venir y buscar", su comida ellos mismos. Coincide con Rodelo al señalar que las ventas no son iguales a la etapa antes de la pandemia aunque estos sí han mantenido su equipo de trabajo

Confiesa que la pandemia "nos arruinó la vida" y agrega: "sí vendemos, pero no igual que antes. Hay días malos y hay días buenos." 

Octavio Pérez, encargado de otro lugar de comida en Barrio Obrero, recalcó que allí también se mantuvo la cantidad de trabajadores igual que antes de la llegada del covid-19 e informó que atienden hasta 40 personas por jornada. Afirmó que como están las cosas, solo permite que estos locales "sobrevivan". 

Todos los encuestados aseguraron que los precios se han mantenido, pues se manejan en pesos colombianos. Indicaron que el trabajo de entregas a domicilio se hace con terceros, por lo que el delivery no es gratuito y tienen un valor que varía entre los 4000 y los 6000 pesos dependiendo del destino. 

Asimismo, aclararon que laboran todas las semanas, pero lo que cambia de acuerdo al esquema 7+7, es lo largo de la jornada. Cuando hay semana de cuarentena radical laboran hasta las 4 o 5 de la tarde, mientras que el servicio durante la semana de flexibilización, en algunos lugares, puede extenderse hasta las 9 de la noche

Además, la semana de flexibilización es la mejor para este rubro, pues las personas tienen mayor libertad, aunque sea para comer algo diferente en medio de una situación que ha llegado para cambiar la vida de todos.  

Las Noticias del Táchira síguelas también en Twitter @laprensatachira, Instagram @laprensatachiraweb y Facebook La Prensa del Táchira

Otras Noticias