Celestino Moreno

Representante del Sindicato de Transporte en la frontera

Falta de combustible limita a transportistas de la frontera   

José Gregorio Hernández | La Prensa del Táchira.-  Un reducido número de unidades de transporte público está prestando el servicio a los usuarios de los municipios Bolívar y Pedro María Ureña, tanto en semana radical como flexible, ya que el suministro de combustible es bastante limitado.

El representante de Sindicato de Transporte en la zona fronteriza, Celestino Moreno, informó que en esta área del estado Táchira existen seis empresas de transporte legalmente constituidas, las cuales ofrecen el servicio urbano y suburbano entre ambos municipios limítrofes.

En San Antonio operan dos líneas urbanas y en Ureña una, mientras que en la ruta suburbana entre los dos municipios hay tres empresas de transporte, dos de busetas y una de autobuses. 

Durante la semana radical, por empresa únicamente trabajan cuatro unidades de transporte, en horario de 6 de la mañana a 2 de la tarde. En semana flexible, apenas pueden laborar seis unidades por línea, en horario de 6 de la mañana a 6 de la tarde.

Moreno señaló que no pueden trabajar más unidades de transporte, ya que a través de la Mesa Regional de Combustible se autoriza el suministro de combustible sólo para esa cantidad de vehículos. A cada unidad le suministran 70 litros de gasoil en la estación de servicio de Tienditas.

El representante del transporte explicó que debido a las limitaciones que hay para el suministro de combustible, es baja la cantidad de unidades que está prestando el servicio tanto a nivel urbano como suburbano, razón por la cual en determinados momentos los usuarios pueden notar el déficit de transporte, pero esa situación escapa de las manos de las empresas.

"Los usuarios deben saber que en la estación de servicio de Tienditas, únicamente surten combustible a las unidades que están incluidas en el cronograma que envía la Mesa de Combustible. Solamente suministran gasoil a las 4 ó 6 unidades, dependiendo de si es semana radical o flexible, por línea de transporte. Ahí no entra más nadie", precisó.

Dependiendo de la cantidad de vehículos afiliados que tiene cada empresa, algunas unidades apenas pueden surtir combustible una vez a la semana y trabajar uno solo día, aunque en ocasiones, dependiendo de las circunstancias que se presentan, deben esperar hasta quince días para volver a surtir gasoil y poder trabajar.

Moreno acotó que el Sindicato ha propuesto que se incremente el número de unidades que labora diariamente para mejorar el servicio al usuario, sin embargo, los representantes de la Mesa Regional de Combustible alegan que ya hay un cupo estipulado de gasolina y gasoil para el estado Táchira y no se puede despachar a mayor cantidad de unidades. 

Continúa la "piratería"

A juicio del dirigente sindical, el sector transporte se ha visto afectado por la disminución de combustible, la baja cantidad de usuarios como consecuencia de la pandemia, pero también debido a la "piratería" que ha surgido con vehículos no autorizados por el Intt que están trasladando pasajeros.

"Es claro que todos estamos pasando necesidades, pero ha aparecido una cantidad de carros que prestan el servicio de manera informal. No estamos de acuerdo con eso, porque las empresas legalmente constituidas pagamos impuestos, tenemos los papeles al día, pero no vemos apoyo por parte de las autoridades. Se habla con las autoridades, pero cada día se ve más carros ´piratas´ en las rutas del eje fronterizo", señaló finalmente.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias